Press ESC to close

Limpiar la nevera con vinagre blanco: nuestros consejos

El frigorífico y el congelador son los garantes de la correcta conservación de tus alimentos. Pero si no los cuidas adecuadamente, sus promesas ya no se cumplirán. Si no se limpian con regularidad y se desinfectan a fondo, no durarán mucho. Por no hablar del derroche de energía. ¿Te quejas a menudo de los malos olores que salen de la nevera? Esto es una consecuencia directa de esta falta de mantenimiento.

Entre el exceso de humedad, la comida mohosa en el fondo de un compartimento y los malos hábitos, no debería sorprender que este problema sea recurrente. Por suerte, hay un método casero que te salvará el día. Además de los buenos hábitos para adoptar en el día a día, descubre este truco natural que refrescará tu refrigerador.

¿Cómo se limpia la nevera con vinagre blanco?

Malos olores en la nevera

Por supuesto, no hay nada más desagradable que oler malos olores cuando abres el refrigerador. Sobre todo porque pueden afectar a tus alimentos e incluso invadir toda la cocina. No hay ningún secreto: para eliminar este molesto problema, debes cuidar tu electrodoméstico. Por supuesto, hay múltiples soluciones que vendrán al rescate. Como beneficio adicional, ¡los ingredientes utilizados son naturales y baratos!

Entre estos ingredientes, hay un trío con el que siempre puedes contar: jugo de limón , bicarbonato de sodio y vinagre blanco. Los tres son reconocidos por su rendimiento de limpieza, desinfección y desodorización. Si quieres hacer tu propio ambientador casero contra los malos olores (¡y no solo para la nevera, por cierto!), este remedio será especialmente eficaz.

  1. Todo lo que necesitas es un vaso y llenarlo con la mezcla de vinagre blanco, bicarbonato de sodio y jugo de limón)
  2. Luego colócalo en un área estratégica del refrigerador
  3. Deje que la solución actúe silenciosamente.
  4. ¡Después de unas horas, ya sentirás una clara diferencia!

N.B: Tenga en cuenta que este mismo remedio se puede utilizar para limpiar a fondo los estantes y cajones de la nevera. Esto puede ahorrarle un poco de dinero al evitar las compras regulares de detergentes industriales.

Mantenimiento de la nevera: lo que hay que hacer

Pase lo que pase, la limpieza de tus dispositivos es esencial. Ya sea regular o periódico, el mantenimiento promueve la longevidad de los componentes del refrigerador y también protege sus alimentos. Pero, para evitar algunos problemas comunes, especialmente el desarrollo de malos olores, sería bueno tomar algunas precauciones.

  • Es importante almacenar bien los alimentos: no los metas directamente en la nevera después de la compra sin clasificarlos en absoluto. Del mismo modo, siempre hay que asegurarse de que las sobras estén bien embaladas antes de instalarlas en el interior. Por no hablar de sobrecargar el dispositivo con productos y olvidar un trozo de queso atascado en algún lugar. Todo este caos conduce inevitablemente a la formación de moho y malos olores. Por lo tanto, utiliza siempre un orden bien pensado en la nevera, recipientes herméticos para almacenar ciertos alimentos y film transparente para sellar los platos que ya han sido abiertos.
  • No hace falta decir que siempre verifique las fechas de vencimiento de los alimentos. Aunque algunos pueden durar más, si nota la más mínima apariencia cuestionable o un olor sospechoso, debe deshacerse de él rápidamente. De lo contrario, un producto caducado puede contaminar fácilmente la frescura de otros.
  • Además, asegúrese de limpiar las manijas y los sellosde la puerta del refrigerador, que a menudo albergan bacterias. Si tiene un refrigerador con congelador, use un cepillo duro para platos para eliminar las migas de comida que se atasquen en los sellos.
  • Recuerde también limpiar la carcasa del aparato de vez en cuando: desconéctelo primero y use un paño húmedo empapado en agua jabonosa. Secar inmediatamente con una toalla limpia o un paño de microfibra. Si tienes un frigorífico de acero inoxidable, también puedes utilizar un limpiador específicamente dedicado a este material. Después de esta limpieza, vuelva a conectar el dispositivo.

¿Con qué frecuencia se debe limpiar la nevera?

Limpieza del refrigerador

Para evitar la acumulación de olores y moho, se recomienda realizar una limpieza profunda al menos dos veces al año. Sin embargo, no hay nada que le impida desinfectarlo con más frecuencia si es necesario. También hay que tener en cuenta que el frigorífico puede requerir una descongelación regular, especialmente si no tiene un sistema anticongelante.

¿Cómo se limpian a fondo los distintos estantes de los electrodomésticos? Simplemente use un poco de agua caliente mezclada con bicarbonato de sodio o vinagre blanco. Este remedio natural será tan efectivo como un producto industrial, menos las sustancias que son dañinas para el medio ambiente. Pero si insistes en usarlo, elige un producto que no sea abrasivo y que no genere demasiada espuma, para facilitar la limpieza.

Por último, acostúmbrate a almacenar los alimentos que emiten olores “intensos” en recipientes herméticos, como el queso. Si, a pesar de esta precaución, su refrigerador todavía está plagado de olores poco delicados, primero intente identificar la fuente del problema. Esto le permitirá detectar un posible producto vencido o mohoso.

Nota: Evite el uso de aceites esenciales o plantas aromáticas dentro del refrigerador, ya que desprenden un olor fuerte y pueden empapar otros alimentos.