Press ESC to close

El truco para limpiar un horno sucio y sucio, puedes activar el botón secreto para un resultado perfecto

La limpieza del horno es una tarea que a menudo se pospone. Y por una buena razón, la mayoría de la gente lo ve como una tarea. Sin embargo, no se puede ignorar: un horno atascado provoca olores desagradables y el crecimiento de bacterias. Para evitar sorpresas culinarias desagradables, se recomienda su mantenimiento regular. Y el trabajo será mucho más sencillo aprovechando al máximo el famoso botón de la puerta del horno. Por lo demás, ¡nuestros consejos sencillos y naturales te ahorrarán tiempo!

¿Cómo se limpia un horno muy sucio sin productos químicos?

Limpieza del horno

Ya sea que cocine ocasionalmente o prepare buenas comidas en el horno con regularidad, es normal que se ensucie con el tiempo. Por supuesto, está acostumbrado a limpiarlo superficialmente, frotando rápidamente cualquier mancha de grasa visible. Pero este aparato necesita una limpieza profunda para desterrar toda la suciedad rebelde, especialmente los residuos quemados que se adhieren a las esquinas de difícil acceso. Para evitar que las manchas se vuelvan rebeldes y que la limpieza sea particularmente laboriosa, es importante eliminar la mancha periódicamente. Por eso, vamos a desvelar algunos de los mejores consejos de limpieza para facilitarte el trabajo. Como beneficio adicional, ¡no necesitará recurrir a productos químicos!

  • ¡No más tareas con este práctico botón!

No se indica estrictamente con qué frecuencia  debe limpiar el horno.  Porque, sobre todo, depende de cómo lo uses y con qué frecuencia lo cocines. ¿Estás acostumbrado a hornear alimentos grasos o pasteles secos casi sin grasa? En cualquier caso, cuanto más a menudo lo uses, más tendrás que cuidarlo. Por lo tanto, es recomendable limpiarlo a fondo al menos una vez a la semana. Y para una limpieza eficaz, necesariamente debe quitar la puerta del horno, de lo contrario, los residuos de suciedad no se eliminarán por completo. ¿No sabes cómo desmontar esta puerta? Hay un “botón” que a veces pasa desapercibido, pero que te facilitará mucho el trabajo.

Este botón está presente en la mayoría de los dispositivos: ha sido especialmente diseñado para facilitar la extracción de la puerta. Por lo general, se encuentra en el pestillo en la parte inferior de la puerta. Por lo tanto, retire con cuidado la moldura de la parte superior para quitar el vidrio. A continuación, puede proceder con la limpieza.

Nota: el manual del horno te será muy útil ya que te da todas las instrucciones detalladas para desmontar  la puerta,  sin dañarla. De hecho, para evitar que se te escape de las manos, lo mejor es hacerlo juntos.

  • ¿Cómo se limpia el horno de forma natural con un producto de limpieza natural?

Una cucharada de bicarbonato de sodio

Para una limpieza profunda, no es necesario utilizar ningún detergente especial. Si quieres alternar los químicos habituales con remedios naturales, el resultado será igual de contundente. Puedes hacer fácilmente tu propio remedio de limpieza con ingredientes que seguramente ya tienes en casa. Te sugerimos que experimentes con un dúo particularmente poderoso: bicarbonato de sodio y vinagre blanco. Ambos tienen propiedades excepcionales quitamanchas, blanqueadoras y desodorizantes.

A continuación, le indicamos cómo aplicar este remedio:

  • Comience espolvoreando un poco de bicarbonato de sodio sobre las manchas de grasa, luego cubra con vinagre blanco.
  • Inmediatamente se producirá una reacción de formación de espuma y permitirá que los residuos grasos se despeguen.
  • Limpie las manchas con un paño húmedo. Precaución: No utilice cables ni ningún otro objeto afilado que pueda rayar la superficie del dispositivo.
  • Por último, limpie el cristal con un producto apto para vidrio. ¡Tu horno estará limpio y brillante!

¿Cómo se limpia un horno eléctrico?

Sal y bicarbonato de sodio

El horno eléctrico es un aparato muy práctico a la hora de preparar platos rápidamente o recalentar platos preparados. Sin embargo, es cierto que las altas temperaturas hacen que los residuos quemados se acumulen en las paredes. A menudo son muy difíciles de limpiar. Sin embargo, para cocinar y disfrutar de sus platos de forma segura, la higiene del aparato debe ser irreprochable.

Sin embargo, para no dañarlo, es importante tomar ciertas precauciones. Estos son algunos de ellos:

  • Compruebe siempre las recomendaciones y precauciones proporcionadas por el fabricante del horno a la hora de limpiar.
  • Dado que algunos métodos implican limpiar el horno mientras está caliente, ten cuidado de no quemarte.
  • Nunca toque las bobinas calientes ni la bandeja para hornear.
  • Asegúrese de que los productos de limpieza no se mojen en el cableado o las resistencias.

En caso de que su horno esté muy sucio, pruebe los siguientes métodos:

  • Limón  y sal: gracias a sus propiedades desinfectantes a su capacidad natural para neutralizar rápidamente los malos olores, el limón es un gran aliado para la limpieza del horno. Por su parte, la sal también es un excelente quitamanchas y blanqueador. Forme una masa y aplíquela suavemente mientras el horno aún está caliente. Dejar actuar durante 20 minutos. Luego, elimine toda la grasa y la suciedad con toallas de papel.
  • Levadura en polvo: Puede que no lo supieras, pero la levadura es un gran agente limpiador, capaz de erradicar todo tipo de manchas. Todo lo que tienes que hacer es volver a formar una masa con agua tibia y levadura. Aplica la pasta sobre las manchas más difíciles y déjala actuar durante media hora. Pasado este tiempo, retira también la suciedad con una toalla de papel. Luego limpie el área con un paño empapado en agua. Y listo, ¡tu horno eléctrico está limpio!